CASALEGNO SE MANIFESTÓ EN DEFENSA DE LA INDUSTRIA DEL MUEBLE


En la sesión del Concejo el bloque que integra presentó un proyecto de resolución expresando que “la industria del mueble está en serio riesgo y saldremos a defenderla”.

 “La industria del mueble se encuentra en riesgo de desaparecer, y todos los cañadenses tenemos que luchar para defender la fuente de trabajo de miles de cañadenses”, dijo el concejal y ex Secretario de la Producción de la Municipalidad, Marcelo Casalegno al opinar sobre la crítica situación del sector maderero que generó una fuerte movilización días atrás en defensa de las fuentes de trabajo.
“La reedición de políticas económicas neoliberales por parte del gobierno del PRO-UCR, nos lleva al desastre y a la desocupación, recesión e inflación”, consideró el concejal, cuyo bloque presentó un proyecto de resolución en la sesión de este jueves del Concejo Municipal, donde decidieron “apoyar en todos sus reclamos a los trabajadores y empresarios del mueble local, en defensa de las fuentes de trabajo y la subsistencia de la industria local, ante la crisis del sector afectado por los tarifazos, la inflación, la recesión, la apertura económica y la caída del consumo que ha generado un fuerte impacto negativo en la actividad económica”.
En la iniciativa del Frente Justicialista para la Victoria, se pide además al Gobierno de la Provincia de Santa Fe, “el reclamo sea presentado en la reunión de los gobernadores de las provincias de la Región Centro a los fines de peticionar conjuntamente al Gobierno Nacional para que revierta esta situación de crisis del sector, que pone en peligro miles de fuentes de trabajo y cientos de industrias”.
Al mismo tiempo “se solicita al Gobierno Nacional disponga la adopción de medidas tendientes a reactivar el mercado interno, reducir los efectos de los tarifazos en las servicios públicos a la producción  y trabajadores, y solicitar la urgente instrumentación de herramientas de protección del mercado interno para evitar la desaparición de nuestra industria”.
El mencionado edil amplió diciendo que “la economía está sufriendo los embates de una nueva ola de política económica neoliberal como en los años ´90, que pone en serio riesgo la continuidad de la actividad fabril, con despidos, tarifazos en los servicios, recesión, inflación, baja en las ventas que ronda el 50 %, que amenazan la supervivencia de cientos de fabricas y la fuente labora de miles de obreros”.
La posición del bloque Justicialista está en consonancia con el reciente documento de la Cámara de la Industria Maderera y Afines, integrada por las Pymes de la ciudad y la región, donde se expresa que el sector enfrenta una delicada situación con caída de ventas en el mercado interno, de aproximadamente un 50 % respecto del mismo período del año pasado, y en donde en el sector laboral maderero ya se han tomado medidas de emergencia como la eliminación de horas extras, reducción de jornada laboral, y donde se avecinarían medidas de suspensión y reducción de personal”.